5 cosas que el postulante exitoso siempre se pregunta

17/01/2018

 

Lo más molesto en el proceso de búsqueda de trabajo es que muchas veces termina siendo tan agotador como un trabajo por sí mismo.

 

Una búsqueda y postulación efectiva requieren de esfuerzo, tiempo, paciencia, concentración y sobre todo una continua vigilancia de las ofertas.

 

Por lo mismo antes de iniciar un proceso arduo de postulaciones iMineros te recomienda una serie de preguntas que tienes que responder para poder enfocar tu esfuerzo y lograr encontrar el trabajo de tus sueños.

 

 

1. Sé lo que busco?

 

Seguramente ya tendrás la respuesta a esta pregunta y te dirás: para qué hacerla? si es lo primero y más obvio a resolver, por supuesto que lo sé.

 

Y la respuesta no es sólo: dinero!

 

La verdad es que por directa y clara que sea esta pregunta en realidad no son pocos los que nunca se la hacen, o nunca se la han hecho de manera directa y solo saben la respuesta de manera tangencial, lo importante no es saber “más o menos” lo que busco sino saber realmente Qué busco. 

 

También no está demás decir que la respuesta tiene que ser sincera, de lo contrario al único que estás engañando es a ti mismo.

 

Muchas veces las presiones sociales o familiares nos hacen creer que en realidad queremos algo que no deseamos realmente, por lo tanto es realmente importante que no te mientas al responder la pregunta.

 

Una vez que tengas la verdadera respuesta ya verás que hacer con ella, pero al menos sabrás que es cierta.

 

Tienes que saber qué es lo buscas y quieres, no lo que tu señora, tus padres o tus hijos quieren para ti.

 

Con esto no queremos decir que lo que ellos quieran no es importante, solo que es vital que conozcas también lo que tu quieres para poder tomar una decisión balanceando todos y cada uno de los intereses en juego.

 

Una perspectiva sincera respecto a tus verdaderos deseos y motivaciones al momento de iniciar un proceso de búsqueda de trabajo te permitirá no solo tener una mejor expectativa de desarrollo, teniendo un norte definido, sino que también se producirá, que mientras mejor te conozcas, será más probable que postules a los trabajos que realmente se acomodan a tu perfil y podrás superar las preguntas de las entrevistas tanto profesionales como psicológicas, indicando que hay una sincronía entre el cargo y tú.

 

 

2. Tengo los conocimientos y habilidades que requiere el cargo que busco. Si no, cómo las consigo ?

 

La minería es una industria muy estandarizada y con criterios de calidad y capacitación con rigor internacional, por lo mismo la acreditación de las habilidades y conocimientos es fundamental.

 

Estos se pueden adquirir para algunos cargos a través de años de experiencia, sin embargo, la experiencia profesional no es una fuente ilimitada de ascensos, promociones y responsabilidades y tarde o temprano siempre se chocará con la barrera de los “cartones”, los títulos y los antecedentes de estudios.

 

Si es que tienes las habilidades y conocimientos que requiere el puesto, felicitaciones; pero si no, no te desesperes, existen una gran cantidad de cursos, diplomados, magister, tanto presenciales como semi-presenciales que te podrán ayudar.

 

 

3. Tengo claro cuáles son mis prioridades?

 

Si llega el momento de reflexionar sobre los atributos ideales que tiene que tener un trabajo, todos podemos llegar a la respuesta, pero no es algo que todos tengan claro al momento de iniciar postulaciones.

 

Hay quienes agradecen tener más días libres en el trabajo, otros, mejores prestaciones médicas, sueldos sobre mercado, un buen horario, posibilidad de trabajar a distancia, un buen ambiente laboral, cercanía a la casa para disminuir movilización, entre muchos otros aspectos.

 

Te recomendamos hacer una lista ordenada por prioridad de cada uno de estos aspectos, para que así, al llegar el momento de la postulación o la entrevista, tengas claro y definido cuál de estos atributos son transables y cuáles no.

 

 

4. Estoy buscando el trabajo adecuado?

 

Cuando ya hayas sobrepasado y respondido las preguntas anteriores, llega el momento en que los trabajos a los que puedes postular se encuentran delineados, y sin embargo, es fácil caer en la tentación de postular a todas las ofertas, pero hay que recordar que no estamos capacitados para todos los trabajos y que no todos se acomodan a nuestra forma de ser, y si es que resultas seleccionado para un puesto que no logró superar las respuestas anteriores, ninguna de las dos partes, ni la empresa ni tú, se sentirán muy felices en el mediano plazo, cuando las intenciones choquen contra la barrera de la realidad.

 

 

5. Estoy teniendo el acercamiento correcto?

 

En otros artículos dentro de iMineros hemos recomendado que modifiques ligeramente tu currículum para cada nueva postulación, resaltando los aspectos que son más relevantes para cada cargo y empresa, ese consejo no es menos cierto en este artículo.

 

Siempre será bueno que averigües todo lo posible de la empresa y su cultura, del cargo y sus responsabilidades para construir tu CV y prepararte para el proceso de selección.

 

La mejor postulación será aquella en que no sólo la empresa te necesite, sino aquella que cubra lo que tú necesitas.

 

 

 

Please reload

Similares
Please reload